Destacados

ver más
ANUNCIOS 2019. POR Instituto Adventista Florida
013/02/2019

ANUNCIOS 2019. Actualizado al 13-02-2019.

Exámenes Regulares. Febrero 2019.POR Instituto Adventista Florida
Exámenes Pendientes y Equiv. Febrero 2019.POR Instituto Adventista Florida
Becas de la Municipalidad Vicente López.POR Instituto Adventista Florida
Exámenes Regulares.POR Instituto Adventista Florida

Vídeos

ver más

Febrero de 2019

 

Volver

DomLunMarMieJueVieSab
272829303112
3456789
10111213141516
17181920212223
242526272812
14 de Febrero de 2019 Jueves
15 de Febrero de 2019 Viernes
18 de Febrero de 2019 Lunes
19 de Febrero de 2019 Martes
20 de Febrero de 2019 Miércoles
21 de Febrero de 2019 Jueves
22 de Febrero de 2019 Viernes
26 de Febrero de 2019 Martes
27 de Febrero de 2019 Miércoles

Banners

Lectura Bíblica: Números 10

Las dos trompetas de plata

1 El Señor dijo a Moisés: 2 “Haz dos trompetas de plata, labradas a martillo. Servirán para convocar a la congregación y para levantar el campamento. 3 “Cuando las toquen, toda la congregación se reunirá ante ti a la entrada de la tienda de reunión. 4 “Cuando toquen solo una, se congregarán ante ti los príncipes, jefes de los millares de Israel. 5 “Cuando toquéis alarma, moverán el campamento los que están alojados al oriente. 6 “Al segundo toque de alarma, moverán el campamento los que están alojados al sur. El toque será la señal de partir. 7 “Para reunir a la congregación, tocaréis sin son de alarma. 8 “Los hijos de Aarón, los sacerdotes, tocarán las trompetas. Este será un estatuto perpetuo para todas vuestras generaciones. 9 “Cuando en vuestra tierra salgáis en guerra contra el enemigo que os moleste, tocaréis alarma con las trompetas, y seréis recordados por el Señor, vuestro Dios, y seréis salvos de vuestros enemigos. 10 “En el día de vuestra alegría, en vuestras solemnidades y al principio de vuestros meses, tocaréis las trompetas sobre vuestros holocaustos y vuestros sacrificios de paz, y seréis recordados por vuestro Dios. Yo soy el Señor vuestro Dios”.

Israel sale del Sinaí

11 El veinte del segundo mes, del segundo año, se levantó la nube de encima del santuario 12 y los israelitas partieron del desierto de Sinaí, en orden de marcha. Y la nube se detuvo en el desierto de Parán. 13 Esa fue la primera vez que partían al dicho del Señor por medio de Moisés. 14 La bandera de Judá empezó a marchar primero, por sus ejércitos, y al frente iba Naasón hijo de Aminadab. 15 Sobre el ejército de Isacar, Natanael hijo de Zuar. 16 Sobre el ejército de Zabulón, Eliab hijo de Helón. 17 Después que desarmaron el santuario, partieron los hijos de Gersón y los de Merari, que lo llevaban. 18 Luego empezó a marchar la bandera de Rubén por sus ejércitos. Elisur hijo de Sedeur iba sobre su ejército. 19 Sobre el ejército de Simeón, Selumiel hijo de Zurisadai. 20 Sobre el ejército de Gad, Eliasaf hijo de Deuel. 21 Luego empezaron a marchar los coa­titas llevando el santuario. Antes que ellos llegaran, el santuario había quedado acondicionado. 22 Después empezó a marchar la bandera de Efraín a la orden de Elisama hijo de Amiud. 23 Sobre el ejército de Manasés, Gamaliel hijo de Pedasur. 24 Sobre el ejército de Benjamín, Abidán hijo de Gedeoni. 25 Luego empezó a marchar la bandera de Dan por sus ejércitos, a retaguardia de todos los campamentos, a la orden de Ahiezer hijo de Amisadai. 26 Sobre el ejército de Aser, Pagiel hijo de Ocrán. 27 Sobre el ejército de Neftalí, Ahira hijo de Enán. 28 Este era el orden de marcha de los israelitas, por sus ejércitos, cuando partían.

Moisés invita a su cuñado

29 Entonces Moisés dijo a su cuñado Hobab, hijo de Reuel (o sea, Jetro) madianita, su suegro: “Nosotros partimos para el lugar que el Señor prometió darnos. Ven con nosotros y te haremos bien. Porque el Señor ha prometido el bien a Israel”. 30 Pero él respondió: “No, no iré; sino que volveré a mi tierra y a mi parentela”. 31 Moisés insistió: “Te ruego que no me dejes. Tú conoces dónde acampar en el desierto, y nos serás en lugar de ojos. 32 “Si vienes con nosotros, cuando tengamos el bien que el Señor nos ha prometido, te haremos bien”. 33 Así partieron del monte del Señor, camino de tres días. El arca del pacto fue delante de ellos camino de tres días, bus­cándoles lugar de descanso. 34 Y la nube del Señor iba sobre ellos de día, desde que partieron del campamento. 35 Cuando el arca se movía, Moisés decía: “Levántate, Señor, sean disipados tus enemigos, y huyan de tu presencia los que te aborrecen”. 36 Y cuando ella se detenía, decía: “Vuel­ve, Señor, a los muchos millares de Is­rael”.

Matrículas Abiertas

Plan Lector

BLOG PORTAL